Empresas argentinas empiezan a recomprar sus acciones para reducir el riesgo

Tanto en la bolsa estadounidense como en la porteña, compañías como Supervielle y Cresud buscan resguardar el capital de sus accionistas del riesgo argentino.

En un marco de incertidumbre y tensión en el sistema económico y financiero, empresas argentinas están empezando a lanzar programas de recompra de acciones. Por caso, en los últimos días lo hicieron el grupo financiero Supervielle (SUPV) y la agropecuaria Cresud (CRESY), con ambas compañías señalando la coyuntura económica local y la volatilidad de los mercados internacionales como dos de los factores centrales detrás de la decisión.

Así lo consignó Bloomberg Línea, al informar que ambas compañías indicaron además que viene pesando sobre sus acciones la evolución del riesgo país, que, entre finales de 2017 y este mes, pasó de menos de 400 puntos básicos a rozar los 3.000.

Además, ambas empresas comunicaron a la Comisión Nacional de Valores (CNV) que, a su parecer, las cotizaciones actuales de las acciones, actualmente en mínimos en relación a lo que fueron los picos de 2018, no reflejan el valor real de los activos.

Los programas de recompra de acciones tienen “como objetivo contribuir al fortalecimiento de las acciones en el mercado y reducir las fluctuaciones en el valor de cotización que no refleja el valor ni la realidad económica que tienen los activos en la actualidad, resultando ello en desmedro de los intereses de los accionistas de la Sociedad”.

“La Sociedad decidió avanzar con el Programa teniendo en cuenta el presente contexto macroeconómico nacional e internacional, y ante la alta volatilidad de los mercados de capitales y teniendo en cuenta el fuerte deterioro en el valor de la acción de Grupo Supervielle asociado al aumento del riesgo argentino [que] creemos que no refleja el valor real de los activos de la Sociedad, ni su potencial futuro”, afirmó la entidad financiera en su carta a la CNV.

La recompra de acciones de Supervielle será por hasta $2.000.000.000, mientras que la cantidad de acciones a adquirir “en ningún caso excederá el límite máximo del 10% de capital social de la Sociedad”. Además, el monto de las adquisiciones “no podrá ser superior al 2% del volumen promedio de transacción diario que hayan experimentado las acciones de la Sociedad durante los 90 días hábiles anteriores”.

Cabe decir que el ADR de Supervielle, que reportó en 2021 una pérdida neta, estuvo cerca de los u$s33 en 2018, y hoy se compra por menos de u$s2. El banco pagará hasta un máximo de u$s2,20 por ADR y hasta un valor máximo en pesos de $138 por acción.

Por su parte, Cresud informó por su parte que para tomar de la decisión consideró “la coyuntura económica y de los mercados, así como el descuento que tiene el precio actual de cotización de las acciones en relación al valor de los activos”. El papel de la agropecuaria llegó a tocar los u$s20 en 2018, y hoy se ubica por debajo de los u$s5. En este caso, Cresud pagará hasta un máximo de US$6 por ADS (American Depositary Share) y hasta un valor máximo en pesos de $200 por acción, aunque el precio máximo podrá ser modificado por el Directorio. Las adquisiciones se llevarán a cabo en un plazo de hasta 120 días.

La recompra de acciones de Cresud será por hasta $1.000.000.000, mientras que la cantidad de acciones a adquirir “en ningún caso excederá el límite máximo del 10% de capital social de la Sociedad”. Además, el límite diario para las operaciones en el mercado será de “hasta el 25% del volumen promedio de transacción diaria que hayan experimentado las acciones de la Sociedad, conjuntamente en los mercados que cotiza, durante los 90 días hábiles anteriores”.

Fuente: https://www.ambito.com/finanzas/acciones/empresas-argentinas-empiezan-recomprar-sus-reducir-el-riesgo-n5494401

"

SOJA ROSARIO

Especie Último Var. $

MAÍZ ROSARIO

Especie Último Var. $

TRIGO ROSARIO

Especie Último Var. $

DOLAR

Especie Último % Día.